lunes, mayo 27, 2024

¿Cisne negro en Lidom? En la temporada 2023 se ha desvanecido la ventaja de la casa

La ventaja de la casa es una realidad estadísticamente comprobable en los deportes de conjunto y la Liga de Béisbol Profesional de la República Dominicana (Lidom) no es la excepción.  Hasta las escuadras que no logran la clasificación a la postemporada, históricamente juegan mejor en casa que en la ruta. 

De 2013 a 2022 los equipos que juegan en casa han triunfado en 801 encuentros y perdido 621, 180 victorias más en el hogar que como visitante, que es lo mismo que tener un porcentaje de ganados de .563. 

Este margen de victorias sobre derrotas para el equipo de local, explican los expertos, se debe a un grupo de supuestas ventajas que tiene el dueño del hogar: la motivación de tener a los fanáticos a su favor y la supuesta presión que los fanáticos de la casa ponen al visitante. Esa ventaja se ha estudiado en el fútbol, una investigación de 24 temporadas desde 1995 hasta 2019 en las ligas de Inglaterra observó que en equipos mediocres de las distintas divisiones “hubo diferencias pequeñas pero estadísticamente significativas en la anotación a favor del equipo dueño de la casa sobre el visitante”.

Estudios señalan también que en los partidos que llegan empate a la novena entrada o entradas extra los árbitros de Grandes Ligas tienden a favorecer a los lanzadores del equipo local y a llamar strikes fuera de la zona.

Otra ventaja real que tienen los estadios para el dueño de la casa en la pelota dominicana son las malas instalaciones y camerinos de los visitantes, una queja generalizada de los peloteros. A esto súmele que en términos deportivos, batear de último es una ventaja estratégica en los partidos definidos por pocas carreras.

Todos estos argumentos se han caído este año.

La serie regular 2023 ha sido hasta ahora una rareza deportiva, porque los seis equipos, han estado jugando mucho mejor de visitante que en casa.

No se trata de una diferencia menor. Hasta la jornada del 17 de noviembre los equipos locales han vencido en 22 partidos y perdido 45. Así que el porcentaje de victoria para el dueño de casa es de .328.

Se puede argumentar que el récord de 10 derrotas y una victoria en casa  de las Águilas Cibaeñas afecta el dato de manera significativa. Pero sacando el récord de la casa de las Águilas, los otros cinco equipos han ganado 21 y perdido 35, porcentaje de ganados de .375.

¿Qué tan rara es la estadística? En los últimos 11 años de Lidom solo un equipo ha clasificado a la postemporada modelo round robin perdiendo cinco juegos más en la casa de lo que ganaron, fueron los Toros del Este del 2012; pero ese año también tuvo una estadística extraña. Dos equipos ganaron 30 partidos o más, Águilas Cibaeñas y Estrellas Orientales y los otros cuatro equipos perdieron más partidos que los que ganaron.

Situación actual

Ni los Los Gigantes del Cibao, primer lugar del torneo se salvan. En las primeras 22 fechas han ganado 5 y perdido 5 en casa, mediocre, pero han vencido en 10 encuentros y solo han perdido dos como visitantes. 

Las Estrellas Orientales tienen marca de 13 ganados y 10 derrotas en 23 duelos, nueve de esas victorias han llegado en la ruta, ante solo cuatro como dueños de casa.

Los Tigres del Licey están de tercero en 22 encuentros con 12 y 10 y han perdido ocho en la casa, pero han ganado nueve en la ruta.

Los Toros del Este tienen marca de 11 ganados y 12 perdidos, han perdido ocho en casa.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

spot_img

Las más leídas

spot_img

Articulos relacionados