domingo, abril 21, 2024

Kamala Harris: bajo índice de aprobación del posible relevo de Joe Biden

Por Evelyn Irizarri Santos

NUEVA YORK, Estados Unidos.- Con la vista puesta en las elecciones presidenciales del 2024, a los demócratas, quienes además de preocuparse por el candidato a vencer, el cual saldrá de las filas republicanas, se les suma la tarea de que el presidente Joe Biden no descienda ni un solo punto en su popularidad, y por si fuera poco, tratar de encontrar la forma de que la actual vicepresidenta y aspirante a la misma posición, Kamala Harris, logre elevar su índice de aprobación. Indicadores claves en un momento crucial, cuando factores como la edad y la salud del actual inquilino de la Casa Blanca, la acercan un poco más a la oficina Oval.

Tarea difícil

Para algunos analistas políticos, lo que más contribuyó con el deterioro de la imagen de la segunda al mando en los Estados Unidos y que motivó un descenso en su índice de aprobación, fue haber dejado en sus manos el tratar de poner freno a la masiva inmigración de indocumentados a través de la frontera sur del país.

Y es que, a la vista de los estadounidenses, la segunda mandataria reprobó en esta asignatura. Además de sentir que Harris, al abordar el tema del caos migratorio, no ha demostrado contar con una agenda realizable. Abanderada de un tema tan espinoso, que además es un problema de años, es visto como un gran talón a sus aspiraciones en el futuro.

Números negativos

En una encuesta realizada por NBC, difundida por diversos medios impresos, se estableció que un 42, 1 por ciento de los estadounidenses calificaban como positivo el trabajo de la vicepresidenta frente a un 53,9 que la estimó desfavorable.
En otra encuesta de popularidad, que incluía comparaciones entre Kamala Harris y los últimos cuatro vicepresidentes del país, sus números quedaron por debajo, incluso, que los de su antecesor Mike Pence. Según este trabajo, los estadounidenses dieron mejores calificaciones a los vicepresidentes Biden, Pence y Chenney.

Pieza clave

Si bien en las elecciones del 2020, más de uno pensó que por razones de edad, e incluso de condiciones de salud, la persona que acompañara a Joe Biden debía ser alguien calificado para, ante cualquier eventualidad, sustituirlo y convertirse en el o la líder de Estados Unidos, cuando más interés concentrar su compañero de fórmula, pues más que nunca antes, el segundo al mando, en caso de triunfar la reelección, estaría, como se suele afirmar en los Estados Unidos, al referirse al vicepresidente, "a sólo un latido de la presidencia", si se tiene en cuenta que el día de las votaciones, Biden tendría 82 años y terminaría su segundo mandato a los 86 años de edad".

Los republicanos

Quienes siguieron de cerca las incidencias de la campaña electoral del 2020, recordarán que los republicanos, tras descalificar a Kamala Harris como un posible relevo de Joe Biden, advertían al electorado al afirmar que un voto por Biden era en realidad un voto para Harris. Luego de Biden y Harris asumir el cargo, los seguidores del expresidente Donald Trump, han criticado la labor de la segunda mandataria y se burlan del poco progreso en su labor de establecer las causas de la masiva migración hacia Estados Unidos desde México y de los países que integran el denominado Triángulo del Norte, Guatemala, Honduras y El Salvador.

A pesar de todo

Aunque a mediados del año pasado se había rumorado sobre un distanciamiento entre Joe Biden y su vicepresidenta y de que durante los primeros meses de su llegada a la Casa Blanca, en su oficina se produjo una ola de renuncias masivas, pues de acuerdo a los renunciantes "es muy difícil trabajar con la señora Harris".

A pesar de los números bajos en su índice de aprobación. Sin importar que hasta se haya llegado a cuestionar su preparación para un posible relevo, en todo momento, aún antes del 25 de abril de este año, día que el presidente anunció que correría por un segundo mandato, Joe Biden afirmó en diversas ocasiones que de ir por la reelección lo haría con Harris como compañera de boleta, bajo la consideración de que ella era su mejor opción.

Caso especial

Aunque el compañero de fórmula de un candidato presidencial debe ser alguien que aporte y genere simpatías entre los electores, en el fondo, los reflectores estarán dirigidos al aspirante presidencial. Éste será el foco principal de atención, sin embargo, en el caso actual, es de importancia crítica la imagen que tengan los electores del Vicepresidente, por todo lo antes mencionado.

De cara a los debates

Según una evaluación del desempeño de la vicepresidenta Harris, los estadounidenses entienden que es poco lo que puede exhibir, contrario al presidente que se ha logrado anotar varios puntos importantes, en lo económico con su plan bipartidista de 1.2 billones de dólares, sus iniciativas para obtener el perdón de los préstamos estudiantiles, su batalla por los derechos de la mujer, temas que de seguro serán parte central de su campaña por la reelección.

La crisis en la frontera fue asignada a la segunda mandataria, y de seguro será bien utilizada por el aspirante republicano a la vicepresidencia en un eventual debate.

Sin duda que será un tema incómodo para Harris cada vez que se le plantee en público.

Evelyn Irrizari
Evelyn Irrizari
Evelyn Irizarri Santos es periodista, con experiencia en televisión, medios digitales y prensa. Es, además, abogada y educadora.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

spot_img

Las más leídas

spot_img

Articulos relacionados